Una web para todas las personas comprometidas con el planeta tierra

12 consejos para hacer tu compra de forma sostenible

comprasostenible
Desperdicio alimentario, continentes de plástico, mala gestión de los residuos, pérdida de ecosistemas, extinciones masivas, escasez de recursos, contaminación de agua, podríamos seguir, pero creo que es hora de despertar y empezar a hacer las cosas, un poco mejor. Por eso, te dejo 12 consejos para hacer la compra de forma más sostenible y reducir nuestra huella medioambiental.

Planifica tus comidas. Te ayudará a comprar lo necesario, ahorrarás y lo mejor es que desperdiciarás menos comida.

comprasostenible

Planificar nos puede ayudar mucho a simplificar tareas y ahorrar. Apunta los platos que quieres preparar cada día, a partir de esta idea puedes hacer la lista de la compra. Si te animas puedes planificar incluso más y hacer algo de batchcooking para cocinar menos durante la semana. Existen aplicaciones móviles que te ayudan a planificar tus comidas, las compras, muchas de ellas proporcionan recetas (para aquellos días en los que no estás mucho por la labor).

Cambia las bolsas de plástico que compras en el supermercado por bolsas reutilizables.

comprar de forma sostenible

Este es sin lugar a dudas uno de los cambios más fáciles y más necesarios. Todos sabemos el impacto negativo que tienen los plásticos, en especial aquellos cómo las bolsas, botellas y empaques de alimentación monodosis a la fauna y flora de nuestros ecosistemas. De plástico o no, las bolsas reutilizables son imprescindibles en nuestra compra diaria si queremos reducir residuos. Puedes conseguir bolsas reutilizables con muchos acabados y para muchos usos, yo solo te recomiendo que la uses hasta que termine su vida útil y se rompa.

Compra en negocios locales. Intenta comprar más a menudo en fruterías, panaderías y negocios locales. Es una forma de repartir de una forma más inteligente y justa el dinero.

Me sorprende que no tengamos en cuenta este punto muy a menudo, por lo general solemos centrar más nuestra atención en el producto y no en el distribuidor. Normalmente el pequeño comercio es más sensible a los cambios socioeconómicos (por ejemplo: el COVID). Por otra parte, en gran número de veces estos negocios pertenecen y mantienen a muchas familias, por eso es importante que evitemos las grandes superficies y compremos al comerciante de toda la vida de nuestro barrio. Es una forma de repartir mejor la riqueza.

No comas por los ojos.

Cuando comemos por los ojos solemos comprar cosas que no debemos. No vayas con el estomago vacío a hacer la compra y procura planificarla bien, así evitas comprar productos que a parte de no ser necesarios, tampoco suelen ser sanos.

comprar de forma sostenible

Reemplaza paulatinamente los productos que usualmente compras en plástico por productos sin embalaje y empaque.

Esta es otra tarea imprescindible a largo plazo. Procura cambiar poco a poco tus productos de uso cotidiano por otros que contengan menos plásticos. Utiliza jabones sin empaques, compra productos a granel, reduce tu consumo, busca alternativas, ¡siempre tendrás una! Si buscas ideas de cómo reducir tus residuos, te dejo esté link que seguro que te ayuda

Papel en lugar de plástico, no siempre es la mejor idea.

Aunque esto de cuantificar la huella no es una ciencia absoluta y varia mucho, se estima que la producción de papel produce un impacto 4 veces más grande que la producción del plástico. Otro asunto a tener en cuenta y en el que no pensamos a menudo son los tintes utilizados para la imagen de nuestros productos, en su gran mayoría son altamente contaminantes, y su degradación natural se extiende en el tiempo si contabilizamos los posibles tóxicos que emiten.

Compra todo lo que puedas en tus propios contenedores.

Esto es importante si tienes la posibilidad de comprar tus productos a granel, incluso en algunos supermercados tienes la posibilidad de comprar productos frescos. Si no tienes la posibilidad, recuerda que comprar más cantidad en lugar de monodósis o pack pequeños, también es una solución al alcance de todos.

Introduce más fruta y verdura en tu dieta. Reduce los productos de origen animal.

Es un tema peliagudo, lo admito, pero es necesario. Hay abundantes investigaciones científicas que lo corroboran, no solo tiene un impacto muy negativo en el ecosistema, si no que también puede llegar a ser insano en grandes cantidades. En mi opinión, te recomiendo que empieces sustituyendo diferentes alimentos, aprendas a cocinar más vegetal y entrenes el paladar.

Por tu salud y por el planeta, reduce tu ingesta de productos de origen animal…

Compra más alimentos autóctonos y directamente a los productores locales.

Ecológico no significa sostenible, a menudo confundimos conceptos. Un producto sostenible es aquel producido por agricultores locales que manteniendo la calidad de la tierra y sin añadir tóxicos, producen frutas y verduras autóctonas. Las frutas y verduras que vienen de lejos tienen una huella medioambiental enorme, intentemos reducir su ingesta.

Localiza los negocios que te podrían ayudar a reducir los residuos y adjúntala a la lista de la compra, será más fácil saber donde tienes que ir a comprar cada cosa y agruparlas por zonas.

No todos tenemos la misma posibilidad de comprar productos sostenibles y responsables con el medio ambiente, pero en el caso que seas uno de esos privilegiados, date una vuelta por el barrio y conoce tiendas que puedan ayudar a seguir llevando este estilo de vida, si vives en España te recomiendo Zero Waste App.

Cuando no tengas otra opción que comprar productos empaquetados, asegúrate que sean reciclables.

Reciclar es una de las últimas tareas dentro de nuestra pirámide inversa, y eso es por que nadie nos puede asegurar que nuestros residuos se gestionan correctamente. Te recomiendo que te informes sobre la gestión de residuos de tu ciudad, que materiales son o no reciclables, en que estado debes reciclarlos y dónde debes dejarlos para su correcta gestión. Así pues, cuando hayas hecho todo lo demás y no hayas encontrado alternativa a un producto, intenta que sea reciclable.

Compra a granel

La principal razón para comprar a granel es la reducción de los plásticos y residuos asociados. En las tiendas a granel llevas tus propios tarros y los llenas de lo que quieras. Puedes encontrar desde jabones y detergentes, hasta pasta, arroz, frutos secos, tés, etc…

Tener acceso a tiendas a granel o que vendan productos sostenibles no siempre está al alcance de todos, pero hay otras cosas que puedes hacer y que no suponen una inversión. Lo digo siempre, busca alternativas que se adecuen a tu vida y sobre todo a tu bolsillo. Recuerda no compararte con nadie, todos tenemos situaciones y vidas distintas, busca algo que funcione para ti…

comprar de forma sostenible

Si aun no has empezado y quieres probar a llevar una vida más sostenible, te dejo este link donde encontraras muchísimas ideas para ser más sostenible.

Artículos relacionados

Alexandra Olarte

Creadora de contenido

¡Gracias por llegar hasta aquí! Mi nombre es Alex y escribo sobre cómo vivir con menos residuos. Mi objetivo es ayudar a otros a vivir de una forma más sostenible, amable y empática con la tierra y los seres que viven en ella.

Alexandra Olarte

Recomendado
Colaboraciones
Descubre
Advertencia

Algunos de los enlaces que encontrarás en esta página son enlaces de afiliados, lo que significa que me ayudas a seguir con este proyecto con cada compra que realices en mi página o en enlaces de terceros.
!Si decides hacerlo, gracias!